EN MEMORIA DE EDGAR HURACÁN RAMÍREZ (1947-2021)

ENTREGA DEL PROYECTO PÓSTUMO “MEMORIAL CAMPO MARÍA BARZOLA” EN HOMENAJE A LOS CAÍDOS EN LAS MASACRES MINERAS PERPETRADAS EN BOLIVIA

El 31 de enero de 2022 se cumple un año del fallecimiento del gran líder sindical, político, gestor cultural y archivista Edgar Huracán Ramírez Santiesteban, quien dedicó muchos años de su vida a recuperar el patrimonio documental y cultural del sector minero.

El 14 de mayo de 2021 la Fundación Cultural del Banco Central de Bolivia, la Biblioteca y Archivo Nacionales de Bolivia, la Casa Nacional de Moneda, el Archivo de La Paz, el Sistema de Información y Documentación de la Federación Sindical de Trabajadores Mineros de Bolivia, la Dirección Nacional y los Encargados de los Archivos Regionales de La Paz, Oruro, Potosí, Catavi, y Pulacayo del Archivo Histórico de la Minería Nacional de la Corporación Minera de Bolivia, mediante documento público declararon al máximo dirigente de la Federación Sindical de Trabajadores Mineros de Bolivia, y de la Central Obrera Boliviana, digno archivista y defensor del patrimonio documental del país como “Director Perpetuo del Archivo Histórico de la Minera Nacional de la Corporación Minera de Bolivia”.

Don Edgar desde muy temprano comprendió la necesidad de recuperar la memoria histórica documental de la minería boliviana, que se encontraba en total abandono por la administración neoliberal en la COMIBOL. Logró que el 14 de mayo de 2004, el gobierno promulgue el DS. 27490, que crea el Archivo Histórico de la Minería Nacional, uno de los repositorios más importantes del país. Allí se encuentra toda la valiosa documentación recuperada en varios años de arduo trabajo, constituyéndose en custodio oficial de la memoria histórica de la minería de Bolivia, materializada en los fondos documentales históricos de las ex empresas nacionalizadas de los Barones del Estaño y de la propia Corporación Minera de Bolivia.

El gran líder sindical trascendía con su mirada de experto en el sector minero, manejaba con pericia la legislación y la historia de la minería. Esa visión le hizo ver con claridad la importancia de establecer un Repositorio, considerado como laboratorio para investigar y aportar en el desarrollo de la minería del Estado boliviano. Investigador nato, bibliófilo, defensor de la cultura, la identidad y la memoria boliviana, viró su mirada también a la recuperación de los objetos culturales mineros, monumentos históricos, y espacios históricos perdidos de alta importancia para la historia social boliviana.

Con esa idea, en medio de una permanente batalla por recuperar el patrimonio industrial y cultural minero, en la gestión 2018 junto a su entrañable compañero en las lides mineras José Pimentel Castillo, y bajo el diseño y la lupa del arquitecto Fernando Arraya Contreras, lograron consolidar el Proyecto Arquitectónico “Memorial Campo María Barzola”, en homenaje a los héroes y heroínas de la Masacre Minera de Catavi de 1942, que aconteció durante el gobierno de Enrique Peñaranda. Al respecto, el legendario dirigente minero, con acierto, expresó: “la masacre de Catavi sentó las bases de la liberación nacional. No hay una resolución de ningún congreso que le dé el estandarte de vanguardia a la Federación de Mineros. Esas estrellas no se ganan en acontecimientos de salón; esas estrellas se ganan en el campo de batalla, y ese campo de batalla no solamente fue el enfrentamiento del 21 de diciembre de 1942, también del 11 de junio de 1944, del 28 de enero de 1948 o del 5 de mayo de 1965”.

El Memorial “Campo María Barzola”, pretende recuperar un espacio histórico de alta importancia para el país. El sitio tiene tanta trascendencia pues fue testigo de acontecimientos como la masacre minera de 1942 y/o la firma del DS. 3223 de nacionalización de las minas, que cambiaron el curso de la historia económica, social y política de Bolivia. Con justa razón, Don Edgar insistió y nos encomendó hasta el final de sus días recuperar aquel emblemático lugar, que hoy se encuentra en total abandono.

El arquitecto Fernando Arraya Contreras, se inspiró en una pintura del gran muralista llallagueño Miguel Alandia Pantoja, para plasmar el proyecto arquitectónico, diseñado en 15.000 metros cuadrados, es lo que queda del sitio histórico.

La Fundación Cultural del Banco Central de Bolivia, y el Archivo Histórico de la Minería Nacional de la Corporación Minera de Bolivia, en el marco del convenio suscrito, y bajo el impulso del programa “Itinerario Industrial Minero, en memoria de Don Edgar Ramírez Santiesteban, el 29 de enero de 2022, a horas 10.00, en el Salón Rojo del Gobierno Municipal de Llallagua, harán entrega al Alcalde Municipal Adalid Jorge Aguilar el proyecto póstumo “Memorial Campo María Barzola” en homenaje a los hombres, niños y mujeres que fueron acribillados con armamento de guerra aquel fatídico 21 de diciembre de 1942. En la misma fecha, se impondrá una ofrenda floral en el sitio histórico, a fin de que el mismo sea incorporado en el presupuesto municipal correspondiente.

¡GLORIA A LOS HÉROES Y HEROÍNAS CAÍDOS EN LAS MASACRES MINERAS!

¡GLORIA AL LEGENDARIO DIRIGENTE MINERO EDGAR “HURACÁN RAMÍREZ”

DIA INTERNACIONAL DEL TURISMO

El Archivo Regional Pulacayo, nodo del Archivo Histórico de la Minería Nacional de la Corporación Minera de Bolivia, tiene la misión de desarrollar actividades de extensión cultural en beneficio de la región y del país. En tal virtud, en homenaje al Día Internacional del Turismo, y en coordinación con las autoridades de Huanchaca-Pulacayo, se desarrollará la Primera Feria Turística Gastronómica Cultural, donde se podrá degustar platos típicos de la región como el afamado ají de vizcacha.

Esta actividad se desarrollará en el frontis del Museo Minero Huanchaca-Pulacayo el 27 de septiembre de 2021. Participan como invitados especiales:

MUSEO DEL SALAR (RI-4-LOA)
MUSEO METAL ART
PLANTA INDUSTRIAL PULACAYO

¡Te esperamos!

Édgar “Huracán” Ramírez alzó vuelo.

Días de profunda tristeza. Se fue nuestro maestro, camarada, compañero de lucha. Pasamos muchos pesares juntos. Nos enseñó a caminar, luchar por nuestros ideales. Amar nuestra patria, defenderla. Amar nuestra memoria, nuestro patrimonio.

Peleamos grandes batalllas, y nos enseñó a vencer.

¡Honor y Gloria! para un gran luchador social, defensor de la democracia. Vuela alto maestro, que nosotros continuaremos en el camino de la defensa del patrimonio documental, en tu honor y memoria.

Paz en la tumba de Édgar Fidel Ramírez Santiesteban

HOMENAJE A CESAR LORA E ISAAC CAMACHO

El Archivo Regional Catavi dentro de sus actividades de extensión cultural, publicó en la Serie Literatura Minera N° 2 , un Homenaje a Cesar Lora e Isaac Camacho. Su autor, el destacado escritor e investigador Víctor Montoya, enfatiza a la figura de Cesar Lora, como un caudillo y mártir obrero. Su presencia en el movimiento obrero destaca como un hombre de aguda inteligencia, con una voz destacada en las asambleas mineras, generoso y de nobles actitudes con los humildes. Fue víctima de las fuerzas castrenses, y de traición, por consecuencia, asesinado el 29 de julio de 1965, en Sacana, cercanías de San Pedro de Buena Vista.

El relato sobre la vida y acción de Isaac Camacho, que denomina “Crónica de una Desaparición”, establece las circunstancias en las que Isaac Camacho muere. De origen llallagueño, hijo de familia próspera, le permitió estudiar en el Instituto Americano en la ciudad de La Paz. Fue militante activo del Partido Obrero Revolucionario, y ésa condición ideológica, sembrada por Cesar Lora en él, le permitió organizar los sindicatos clandestinos en interior mina, en Siglo XX. Fue asesinado en extrañas circunstancias durante el gobierno de René Barrientos, en 1967.

SERIE LITERATURA MINERA N° 1 LA MASACRE DE SAN JUAN

El Archivo Regional Catavi, dependiente del Archivo Histórico de la Minería Nacional de la Corporación Minera de Bolivia, dentro de sus actividades de extensión cultural, y con el propósito de recuperar la memoria, la identidad y la cultura minera, se propuso la publicación de la Serie Literatura Minera, boletin que nace el año 2016, bajo iniciativa y dirección de Lourdes Peñaranda Morante, quién con mucho acierto dirige el repositorio fundado el 2011.

Tenemos el agrado de alcanzarles la Serie Literatura Minera N° 1 que nos trae una semblanza histórica sobre la Masacre de San Juan, elaborado por el afamado escritor boliviano Víctor Montoya. Esta entrega originalmente fue publicada en impreso en junio de 2016.

Nuestro propósito es difundir el boletín en formato electrónico con la finalidad de llegar allende de nuestras fronteras, y lograr que nuestros amables lectores e investigadores tengan acceso de manera libre e inmediata a las publicaciones de esa alucinante serie, producida por el Archivo Regional Catavi.

MEMORIAS DE PULACAYO N° 4

El Archivo Regional de Pulacayo dependiente del Archivo Histórico de la Minería Nacional de la Corporación Minera de Bolivia, nos presenta Memorias de Pulacayo N° 4. El investigador Fernando Gómez Corrales, oriundo de Pulacayo, nos presenta una Aproximación histórica sobre el antiguo Ingenio de la Compañía Huanchaca de Bolivia.

El boletín en formato impreso fue publicado en diciembre de 2019. Hoy, nos permitimos realizar el relanzamiento por vía electrónica, y viabilizar su acceso allende de nuestras fronteras.

Memorias de Pulacayo es el medio por el que se difunden los avances de investigación en temas relacionados con las actividades mineras de ésa histórica y emblemática región del Estado boliviano.

FUNDACION DE LA CORPORACION MINERA DE BOLIVIA (DS. 3196 de 2 de octubre de 1952)

La Corporación Minera de Bolivia fue creada como una entidad autónoma el 2 de octubre de 1952, mediante DS. 3196 (elevada a rango de Ley de la República el 29 de octubre de 1956). Posteriormente, se la reconoce como entidad autárquica y estatal, encargada de explotar, explorar, y beneficiar los minerales de los yacimientos mineros que el gobierno de la nación le asigne; comercializar y exportar los productos minerales, de conformidad a lo establecido en el DS. 3072 de 2 de junio de 1952, y la importación de maquinaria, herramientas, implementos de trabajo y artículos de pulpería.

El Art. 6 del DS. N° 3223 de nacionalización de las minas, determina que de conformidad a lo establecido en el DS. 3196, encomienda a la COMIBOL la administración y operación de las minas nacionalizadas, y por tanto, a administrar todo su patrimonio archivístico documental. Hoy, Bolivia cuenta con uno de los repositorios archivísticos más grandes del mundo, el Archivo Histórico de la Minería Nacional, organizado desde el enfoque de sistemas, con nodos en La Paz, Oruro, Potosí, Catavi y Pulacayo.

La nacionalización de las minas fue una medida histórica de dignidad y reivindicación nacional, fue incorporada en la Constitución Política del Estado de 1967.

La COMIBOL fue creada en el contexto de la Revolución Nacional de 1952. En su génesis reorganizó las empresas de los tres grupos mineros nacionalizados (Patiño, Hochschild y Aramayo) que administraban 16 empresas mineras que explotaban estaño, plomo. Plata, zinc, wólfram, cobre y oro. Fue considerada la primera entidad minera estatal por muchas décadas porque fue la principal productora de divisas y la mayor empleadora del país. Jugó un papel importante en la capitalización de Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB). La COMIBOL está íntimamente ligada a los procesos de desarrollo de Bolivia, en el ámbito educativo, social, cultural y económico.

 

¡¡¡ VIVA LA CORPORACION MINERA DE BOLIVIA!!!

 

PARTICIPACIÓN DEL ARCHIVO HISTÓRICO DE LA MINERIA NACIONAL DE LA CORPORACIÓN MINERA DE BOLIVIA EN LA FERIA INTERNACIONAL DE LA MINERIA Y METALURGICA FIMEN 2020

El 16 de septiembre desde horas 15.30, el Archivo Histórico de la Minería Nacional de la Corporación Minera de Bolivia, participó en la Feria Internacional de la Minería y Metalurgia FIMEN 2020, oportunidad en la que se realizaron cuatro disertaciones relacionadas con el origen, objetivos, misión, visión, organización, base legal, servicios, gobierno electrónico, la metodología de organización, proyecciones de la gestión documental integrada, el proyecto Scrinia, y las bases normativas que la fundamentan.

Los disertantes fueron:

MSc. Carola Campos Lora: Origen, desarrollo y resultados del Archivo Histórico de la Minería Nacional.

Lic. Liz Quiñones Vargas: Gestión Documental Integrada

Inf. José Luis Sanabria Calle: El Gobierno Electrónico: Proyecciones en la COMIBOL

Arq. Fernando Arraya Contreras: Infraestructura Archivística en la COMIBOL

Sr. Edgar Ramírez Santisteban: El Sistema de Archivo y sus proyecciones en la Corporación Minera de Bolivia.

El Archivo Histórico de la Minería Nacional de la Corporación Minera de Bolivia es considerado uno de los repositorios más grandes en su género (minería), a nivel mundial. Los fondos documentales que custodia abarcan un arco temporal de casi un siglo de actividades desarrolladas por las tres grandes empresas nacionalizadas (v.g. Patiño Mines and Enterprises, Cons. Inc., Compagnie Aramayo de Mines en Bolivie, Hochschild Sociedad Agrícola Minera e Industrial) y la propia Corporación Minera de Bolivia.

Hoy, asume el desafío de implantar la Gestión Documental Integrada, a través del Software SCRINIA, que cuenta con todas las características para atender la organización automatizada de la memoria de la COMIBOL.

 

MEMORIAS DE PULACAYO N° 3

El Archivo Regional Pulacayo, nodo del Archivo Histórico de la Minería Nacional, nos entrega Memorias de Pulacayo N° 3, publicado originalmente en formato impreso en mayo de 2019.

La historia oficial, escrita por grupos de poder en el transcurso del tiempo, tuvo miradas sesgadas sobre el desarrollo histórico de la humanidad. Los primeros estudios de la historia cultural fueron impulsados en la década de los 70´. Así en Francia se conoció la historia de las mentalidades; en Alemania fue la historia de lo cotidiano; en Inglaterra historia desde abajo y en Italia, microhistoria, todas ellas con enfoques que incluían la cultura en sentido amplio, inclusiva con la historia cultural, que tomaba como tema de investigación los sectores populares y sus emergentes culturales.

La técnica de la historia oral, como parte de las investigaciones históricas, surge en 1948 con la creación de la Oficina de Historia Oral en la Universidad de Columbia, proceso que revaloriza la historia de vida, desde la Antropología y la Sociología; es cuando surgen los archivos orales, y se empiezan a producir nuevas orientaciones metodológicas y técnicas para escribir la historia social. El objetivo principal fue dar voz a los sin voz, a los marginados de la historiografía tradicional.

Consecuentes con ésa línea historiográfica, y con la decisión de continuar publicando Memorias de Pulacayo, con la idea de recuperar la historia social de ésa emblemática e histórica región, el investigador Fernando Gómez Corrales, nos trae un acontecimiento ocurrido en 1938 “Accidente en el Cuadro Porvenir de la Compañía Huanchaca de Bolivia”. Las fuentes documentales a las que recurrió para escribir su investigación fueron dos: el Fondo Documental de la Compañía Huanchaca de Bolivia, custodiado por el Archivo Regional Pulacayo, y fuentes orales, a través de entrevistas a antiguos trabajadores del lugar, con la idea de vincular la historia de vida a través del relato oral, los testimonios que recogen miradas en el tiempo y el espacio de los acontecimientos, y recuperar la memoria colectiva, producto de ése proceso social.

Les invitamos a disfrutar del Boletín Memoria de Pulacayo N° 3.

EL ARCHIVO HISTORICO DE LA MINERIA NACIONAL DE LA CORPORACION MINERA DE BOLIVIA XVI ANIVERSARIO

Mural Sistema de Archivo de la COMIBOL
El 14 de mayo de 2004 el gobierno aprueba el DS. 27490 de creación del Archivo Histórico de la Minería Nacional. Fue fundada sobre la base de toda la documentación recuperada de los ex Barones del Estaño, y de la propia COMIBOL. Los archivos de la primera entidad minera estatal, por mucho tiempo, estuvieron en calidad de basura en todas las latitudes de nuestro país. Unos años antes, en 1999, llega a los Almacenes Generales de la COMIBOL en la ciudad de El Alto, como estibador Don Edgar Ramirez Santiesteban, antiguo trabajador minero de la COMIBOL, y un líder sindical de reconocida trayectoria en la Federación de Mineros y la Central Obrera Boliviana. Don Edgar es un apasionado por los Archivos, la memoria y la cultura. En su pasó, fue testigo de la destrucción de la memoria minera. Al margen del trabajo que tenía que cumplir en los Almacenes, empezó a recuperar aquellos papeles viejos, por los que nadie daba cuenta. Fueron cerca de 20 años de acumulación y abandono de valiosos documentos. Los archivos fueron objeto de saqueo e incuria, de mentiras y engaños con proyectos archivísticos que solo tenían el propósito de saquear los recursos públicos a nombre de los documentos.
 
Preparó y convenció a los trabajadores dependientes del Almacén, muchos de ellos, ex trabajadores de interior mina, para recuperar los documentos del patio, al interior de los vetustos almacenes. Gestionó apoyo técnico del Archivista e Historiador, Don Luis Oporto Ordoñez, y a través de él, de la UMSA. Juntos, gestionaron la aprobación del DS. 27490, que establece dos aspectos fundamentales: presupuesto y la aplicación del modelo sistémico para organizar el Sistema de Archivo Institucional, tiempo en el que empieza uno de los proyectos archivísticos, a mi juicio, más importantes para el país.
Edgar Ramírez Santiesteban, Director Nacional del Sistema de Archivo de la COMIBOL

Los resultados no se dejaron esperar. La contundencia del tesonero trabajo se resume en lo siguiente:

    • Fundación con equipamiento, personal e infraestructura de cinco Archivos Regionales en La Paz, Oruro, Potosí, Catavi y Pulacayo.
    • Cerca de 40 km., de documentos recuperados.
    • Un laboratorio de Conservación y Restauración con infraestructura propia, en curso de implementación.
    • Sistema de Videoconferencias.
    • Sistema de Gestión Documental Integrada SCRINIA
    • Centros de Procesamiento de Datos en La Paz y Oruro.
    • Personal calificado y especializado en diferentes áreas.
    • Revalorización de los terrenos de la COMIBOL, donde se construyeron los edificios de los Archivos Regionales.
    • Recuperación de bienes patrimoniales y museísticos de la COMIBOL.
    • Documentos declarados Memoria del Mundo por la UNESCO.
    • Elaboración de la base normativa para organizar el Sistema de Archivo, aprobado por la MAE de la entidad.
    • Desarrollo de los Servicios Archivísticos.
    • Desarrollo de una metodología estandarizada en la organización de los fondos documentales, sobre la base de principios y teoría científica.
    • Recuperación de bibliotecas patrimoniales.
    • Publicación de avances de investigación.
    • Apoyo técnico a otras entidades públicas en la organización de los archivos.
    • Participación activa en ferias mineras, del libro, actividades de extensión cultural, promoviendo la recuperación de la memoria minera boliviana.
    • Participación y organización de Congresos Nacionales e Internacionales de Archivística, Museología y Bibliotecología, llevando y promoviendo los recursos documentales, en muchos confines.
Expreso mi más profundo reconocimiento al trabajo alcanzado en el Archivo Minero, en tan solo 16 años de existencia, que para las lides archivísticas son muy pocos. Es verdad, el Archivo Minero, es apenas un adolecente, pero de profunda experiencia y con excelentes resultados. Por supuesto, sin Don Edgar, con seguridad el Archivo Histórico de la Minería Nacional no hubiera existido. Pero, tampoco hubiéramos logrado tantos resultados sin la participación activa y decidida de un militante fiel de la cultura y la memoria boliviana, Don Luis Oporto Ordoñez, quién desde el principio estuvo asesorando grandemente y apoyando de manera desinteresada a la organización de esta entidad archivística. Asimismo, soy testigo del crecimiento profesional de jóvenes empeñosos que participaron en este regio emprendimiento, y hoy, muchos de ellos, se constituyen en la piedra fundamental para continuar desarrollando nuestros más firmes propósitos como archivistas. Pero, contamos también, con profesionales de larga trayectoria que dieron su granito de arena de manera militante y altamente activa, que hoy prestan sus servicios en los Archivos Regionales. Desde Pulacayo, pasando por Potosí, alcanzado Catavi, de regreso por Oruro, hasta llegar a la ciudad de El Alto, y reportándonos en el Centro de Documentación de la Oficina Central de la COMIBOL en La Paz, así es nuestra trayectoria, nuestro itinerario, así es nuestra vida archivística, con vicisitudes, apremios, proyectos y muchas propuestas de trabajo.
Hoy cumplimos 16 años de vida, una vida cargada de experiencias, de crecimiento, de madurez institucional, con preocupaciones y problemas, pero también con muchos éxitos, alegrías, y aciertos. Mi abrazo más profundo a mis compañeros de trabajo, con quienes compartimos momentos muy difíciles y desafiantes. Mi especial reconocimiento de cariño y respeto para Don Edgar Ramírez, líder nato, lleno de sabiduría y experiencia, de quien cada día aprendemos. Es por tanto, nuestro maestro.
 
Mi entrañable admiración y reconocimiento a Don Luis Oporto Ordoñez, hombre de noble batalla en la defensa del patrimonio cultural boliviano. Sin él, muchos logros no hubiéramos alcanzado.
Mi enorme abrazo a cada uno de mis compañeros de trabajo, y mi mayor reconocimiento, en este especial día.
 
Feliz XVI aniversario Archivo Minero. Mi deseo, es que continúe, se fortalezca, y se convierta en el mayor custodio de la memoria de la minería boliviana, por el bien de nuestro amado país.